pañales ancianos

Trucos efectivos para evitar que un anciano se quite el pañal

Hay personas mayores que necesitan llevar pañales. En algunos casos, para el cuidador puede ser todo un desafío conseguir que el anciano no se quite los pañales. En este artículo te damos algunos consejos para evitarlo.

¿Por qué los ancianos se quitan el pañal?

Incomodidad y molestias

Uno de los principales motivos, es que les resulta incómodo llevar un pañal. Podemos imaginarnos que resulte incómodo, en especial cuando los pañales están sucios o mojados. No debemos olvidar que puede irritar la piel y causar malestar. Lo que podemos hacer para minimizar este malestar es cambiar los pañales con frecuencia de manera que el paciente tenga la piel seca y no le irrite la piel.

Desorientación y confusión

Cuando, además, el paciente padece Alzheimer o demencia es probable que se quite el pañal cuando está confuso o desorientado dado que no entiende por qué lo lleva puesto y la tendencia es querer quitárselo. En esos casos es importante hablarle y tratarle con paciencia y comprensión para evitar que se lo quite.

Necesidad de atención

Muchas personas mayores acaban teniendo un comportamiento similiar a los niños y en algunos casos, los ancianos pueden quitarse el pañal como una forma de llamar la atención. Si lo hacen para llamar la atención plantéate por qué necesitan de tu atención y busca la manera de que pueda estar entretenido conversando con él/ella o facilitando que interactúe con otras personas.

Elección del pañal adecuado

Importancia del ajuste y comodidad

Como hemos visto, la incomodidad es uno de los principales motivos por los que la persona mayor puede querer quitarse el pañal. A veces es porque el pañal no se ajusta bien y le resulta o demasiado pequeño o demasiado grande. Para evitarlo, la correcta elección del pañal es importante. Elige pañales que se ajusten bien, que proporcionen un ajuste seguro y cómodo y que resulten suaves.

Pañales con cierres reforzados y diseño antiarrastre

Si optas por pañales con cierres reforzados, mucho mejor. Algunos pañales incorporan velcro, adhesivos fuertes o diseño antiarrastre de manera que resulta difícil de quitar para el anciano.

Selección de la absorción adecuada

El nivel de absorción también es importante. Un pañal con poca absorción puede causar fugas y molestias de manera que el paciente se sentira húmedo. Por el contrario, una absorción excesiva también puede resultar molesta porque habitualmente supondrá un pañal excesivamente voluminoso e incómodo.

Observa la frecuencia de las micciones para ver qué tipo de pañal y absorción necesita.

Estrategias para mantener el pañal en su lugar

Uso de ropa adecuada y difícil de quitar

Es impotante que vistas a la persona con ropa cómoda pero con ropa especialmente diseñada para dificultar el acceso al pañal como pantalones con cremalleras o botones en la espalda. También puedes optar por monos o bodies que cubran el pañal por completo.

Técnicas de distracción y ocupación

Si mantienes a la persona ocupada o distraída (actividades, manualidades, escuchar música, mirar fotos, etc..) resultará más difícil que se quite el pañal.

Establecimiento de rutinas de cambio de pañal

Establece un horario regular de manera que sepa cuándo se le va a quitar/cambiar el pañal.

Comunicación y manejo de la situación

¿Cómo hablar con el anciano sobre el uso del pañal?

Háblale de manera respetuosa y comprensiva y explícale por qué es importante para él/ella usar un pañal. Explícaselo de forma sencilla y de manera agradable para que entienda el beneficio de llevar pañal.

Consejos para mantener la calma y la paciencia

Para quien cuida a un anciano que se opone a usar pañal y que se dedica a quitárselo puede ser agotador. Es fundamental mantener la calma y la paciencia en todo momento. Recuerda que su no es intencional y que puede estar relacionado con problemas de salud o confusión puede ayudar a mantener una actitud comprensiva y empática.

¿Cuándo buscar ayuda profesional?

Si todo lo anterior no funciona puede ser necesaria la ayuda de un profesional especializado en cuidados geriátricos que evalúe la situación y pueda ofrecerte asesoramiento adicional para manejar este comportamiento.

Alternativas a los pañales tradicionales

Ropa interior absorbente

La ropa interior absorbente puede ser una alternativa a los pañales.  Se asemejan más a la ropa interior normal y pueden pasar más desapercibidos por el anciano a la hora de utilizarlos. Eso sí, debes tener en cuenta que la capacidad de absorción es menor.

Empapadores y protectores de cama

Utilizar empapadores y protectores de cama puede ser una solución complementaria para manejar la incontinencia en ancianos que se quitan el pañal. De esta manera, podrás proteger mejor la ropa de cama y el colchón de la humedad.

Opciones médicas y tratamientos

En algunos casos, pueden valorarse tratamientos destinados a abordar los problemas de incontinencia urinaria. Existen diferentes opciones desde medicamentos, terapia conductual o intervenciones quirúrgicas, dependiendo de la causa subyacente de la incontinencia. Es importante consultar con un profesional de la salud para determinar el enfoque más adecuado en cada caso individual.

Preguntas frecuentes sobre ancianos y pañales

¿Qué hacer cuando un anciano se quita el pañal por la noche?

Si sabes que el anciano tiene tendencia a quitarse el pañal por la noche

  • protege la cama de empapadores y protectores de colchón
  • utiliza pijamas de una sola pieza o con cierres que dificulten el acceso al pañal
  • ves controlando regularmente que el anciano esté seco y cómodo

¿Cómo manejar la negativa a usar pañales?

  • háblalo con el/ella de manera tranquila y empática
  • explícale por qué debe llevarlo y busca su colaboración
  • busca alternativas como la ropa interior absorbente.

¿Cuándo es el momento adecuado para empezar a usar pañales?

  • cuando la incontinencia se vuelve frecuente
  • cuando es difícil de controlar el que la persona pueda ir al baño con regularidad
  • cuando la ropa interior absorbente no resulta suficiente

En estos casos conviene plantearse el uso de pañal.

Recuerda que la persona no debe verlo como un fracaso, sino como una ayuda para mantener su higiene, comodidad y dignidad.

Noticias Relacionadas
Contacta con nosotros